Hoy se acaba este mes de Julio de calor y entramos en el venturoso agosto que personalmente me tiene asustado por eso de los calores, las ferias y demás “alegrías”.

En eso que llaman el extranjero, ahora que ha cumplido años en el poder, el Maúro ha reconocido lo ha hecho fatal en lo económico, pero quiere otros dos años para terminar de acabar con su país. E otro sitio más resolutivo, en China, un majara (no tiene otro nombre) confesó sus crímenes escribiéndolos en un libro, e inmediatamente, lo han metido en la cárcel. Se la merece por dos razones; por asesino y por idiota. También fuera, en Gambia, nos han solucionado un problema; han detenido al asesino violador que se nos escapó la semana pasada. Ahora, como cuando nos lo devuelvan, ya entrará como “inmigrante perseguido” habrá que darle casa, sueldo y sanidad gratis. Por supuesto, lo de devolverlo a la cárcel habrá que pensarlo, repito, es un inmigrante ilegal.

Seguimos con el chantaje de los taxistas, con huelgas, apaleamientos, volcado de coches, y demás medidas democráticas de protesta. De esto ya se habla en la prensa internacional, esa que apoyaba el asunto catalán, así que lo vamos a pagar. Aquí, la única medida que veo, no es para acabar con esto, sino para que no se hable de ello. Para eso, la Justicia madrileña ha hecho un movimiento disuasorio y ha anulado el planeamiento urbanístico del Wanda Metropolitana. Con esto, al tocar al sacrosanto fútbol, ya se hablará menos de taxistas úberes y cabifayes.

En el capítulo de tonterías, un par de noticias para demostrar que aquí al más tonto le dan una portada. Una; “Zapatero media con Mohamed VI para organizar la visita oficial de Pedro Sánchez”, la otra; “Rubiales habló del cese de Lopetegui con Obama”. Como cualquier cosa vale para salir en los papeles, el uno intenta convencernos que es lo bastante listo como para preparar un viaje, cosa que no creo sepa hacer, y el otro quiere elevar “su” asunto a nivel estratosférico, poniendo al Divino Negro como compañero de fatigas. Ya mismo, la Esteban le explica al Lama cómo es la misa en Santiago y eso del Botafumeiro.

Lo que es impagable es la foto del Presidente del Parlamento balear junto al Rey Felipe VI. Viendo el pelaje del personaje, dejan de extrañarme muchas de las noticias que vienen de aquellas islas.

Tristemente, aprovechando estos marasmos estivales, las ministras adictas siguen haciendo de las suyas. La de (presunta) Educación, señora Celaá, entrega a las autonomías otro cachito de poder. A partir de ahora, cada autonomía podrá poner los horarios lectivos de los docentes, lo siguiente será dejar que las notas las ponga el Consejero de turno, siempre sin mirar los trabajos de los alumnos, y mirando la adscripción de estos al partido que manda.

En la Cortijá, antes llamada Andalucía, se empieza a respirar adelanto electoral. Hay varias razones, una es adelantarse al posible desastre del partido por la actuación de don Pedro, otra es qué, por mucho que el/la juez de turno intente minimizarlo, tendrá que salir “alguna” condena por las guarrerías de las tarjetas de la FAFFE. Para esto, lo mejor es distraer al personal con unas elecciones. Así se pueden ocupar las páginas de los periódicos y las horas de radio y tele, con encuestas, estudios de probabilidades, etc…

Me vengo a mi Málaga, donde ayer por enésima vez, se reanudaron las obras del Metro. Esta vez en la plaza frente al Corte inglés. Creo que esto va ya por los siete años. Pensar qué cuando veo esos documentales raros que a mí me gustas me cuentan que tal obra monumental, puente, túnel, submarino o portaaviones, lo hacen en un par de años, es fácil entender que me quede obnubilado. Aquí, cambiar una puerta si depende de una autoridad competente, puede tardar décadas.

Viene también esta noticia; “La Policía detiene a un joven tras una denuncia de una violación en grupo en el Guadalmedina”. La he leído, y me suena muy, muy, rara la declaración y las acciones de la presuntamente agredida. Ya veremos, pero esta moda de las denuncias por violaciones grupales, está corriendo demasiado. Esto es demasiado serio para tomárselo a la ligera.

Hasta mañana.                    Pepeprado

Written by Pepeprado
De Málaga, España