El Rubio está que se sale, ahora como se le está quedando corta la Tierra para encontrar gente con la que pelearse, ya se va al espacio a buscar contendientes; “Donald Trump asegura que la Luna es parte de Marte”. Con esto además, redondea su “América para los americanos”, con, “… y la Luna y Marte, también”. En UK siguen a lo suyo, con el mr. Boris brujuleando, y en Grecia don Tsipras, como Syriza, su partido, ha sacado muy malos resultados en su última consulta electoral, va a convocar elecciones, cosa que aquí no hace nadie. Hasta en esto, el Tal se está pareciendo cada vez más a don Mariano, y ya hace el don Tancredo con gran soltura.

De los líos de contubernios actuales, siguen lo mismo, chalaneando y cambiando cromos. Hubo acuerdo de PP, Ciudadanos y Vox, para quedarse con los parlamentos de Madrid y Murcia y hoy el Tal y don Pablo, el marido de doña Irene, ha ido a Moncloa a implorar algún ministerio y a poder decir que ellos son “socios de gobierno”.

Las grandes noticias, se esconden, por ejemplo que Tribunal de Cuentas ya lo ha puesto negro sobre blanco; “certifica que la Seguridad Social está en quiebra tras perder 100.000 millones desde 2010”. Todo esto, antes de que las huestes de don Pablo se hagan cargo de ella.

Sí he encontrado ese rayo de luz, de serenidad y de reflexión tan difícil de encontrar hoy en día. Viene de don Pepe Álvarez, qué, consciente del descrédito de su sindicato por las metidas de mano en las cajas, dice esto; “UGT tiene que recuperar prestigio. No haremos más cursos de formación». Al menos, es un buen propósito, ahora a ver si lo dejan o lo ponen en la calle como acostumbran a hacer con todo aquel que piensa por sí mismo.

Se acaba el Juicio, así el de las mayúsculas. Antes de cerrarlo, hay abogados que han dejado perlas para pulirlas. Por ejemplo, el señor Van den Eynde, abogado del Mártir principal,  ha dicho esto, y se ha quedado en la gloria; “Junqueras es el símbolo de la tradición cristiana de los valores ligados al pacifismo». Tras esto, y sin casi respirar, lo ha redondeado, hablando de otro de sus protegidos, el señor Romeva, del que dice, “se crió en la objeción de conciencia y que es experto en «conflictología». Y para que no falte ni gloria, le hace las cuentas a los contrarios; “Hablar de golpe de Estado es contraproducente para la Fiscalía». Así, sin anestesia.

Claro que por esas tierras parece que se ha ido la capacidad de pensar. Así, otro personaje, don Joan Lluís Bozzo, uno de los protegidos del aTORRAnte, director de teatro laureado, por supuesto subvencionado ad infinitum, y reconocido independentista, ha aclarado eso del «seny» catalán; “hay que distinguir entre catalanes y españoles empadronados en Cataluña». Este está  pensando en carnets de diferentes colores, según categoría en catalanidad de cada individuo.

De juicios menores, ahora, el PP parece haber despertado y ha llevado ante los jueces, el papel de algunos “miembros del PSOE”, en los chanchullos de los cambios en los recuentos electorales en León. Y para que no falte de nada, uno de esas nuevas estrellas de la tele, esos que viven de la mala educación, don Risto, le ha puesto un detective a un periodista, el señor Inda, para ver si le encuentra algún chanchullo con el que poder crucificarlo. Todo muy ético y muy “profesional”. Pero, resulta que el que está largando, es el detective y está contando las ideas del ídolo de la mala educación.

En Málaga, Urbanismo, de pronto se ha vuelto más humano y dice que “elimina la necesidad de pedir licencia en la mayoría de obras”. Es decir, que si quieres cambiar la taza del wáter, no tienes ya que llevar un estudio firmado por un arquitecto, un ingeniero y un ecologista. Que buenos son.

Por eso como ahora son buenos de la muerte, en las Torres Picasso, esos monstruos que están haciendo en el muelle de Poniente, ya están vendidos unos pocos pisos, todo sea por hacer sitio para los que vengan.

Para el final, un lumbreras de los de a ras de tierra; “Le pilla la policía porque hace pintadas con las mismas iniciales que lleva tatuadas”. Este artista tan esclarecido y con tan amplio ego, operaba en el Palo, y lo pintaba todo, claro, todo lo que no es suyo; “en vehículos, fachadas y mobiliario”. A este lo podía hacer el Tal ministro de algo.

Hasta mañana.                        Pepeprado

Written by Pepeprado
De Málaga, España