Desgraciadamente otro día con tiros y muertos por terrorismo. Ayer, y otra vez en Paris, otro ataque de eso que llaman lobos solitarios, pero que son asesinos simplemente. A uno lo mataron y parece que al otro lo han cogido en Amberes. Este, como lo ha trincado la Justicia francesa, se va a enterar, (como, ¿os acordáis?, el tal Carlos, que todavía lo está pagando). Si,  lo cogen aquí, le dan una pensión.

Por cierto, que según parece, el terrorista de Dortmund, el del autobús del Borussia, lo hizo para… alterar el precio de las acciones del equipo en bolsa, ya que compró a bajo precio, y con dinero prestado unas pocas. Estamos llegando a lo último, a que cada impresentable se apunte a matar en pos de sus intereses propios.

Aquí seguimos metiendo gente en el trullo, y los cínicos de siempre, diciendo eso de que aquí la justicia no funciona. Estamos “casi” de acuerdo, no es igual para todos, pero algo funciona. Por ejemplo más que antes, porque seguimos sin enterarnos de las cuentas de la Expo, del dinero del AVE, lo de Filesa se saldó con cuatro lilas, etc… Cuando consigamos que lo qué les pasa a los del PP les pase a todos, ¡incluso a los pujolines!, estaremos en la perfección.

Para empezar, se ve raro que el señor Moix, que es el Fiscal  de fiscales, haya quitado la causa del 3% a los que la estaban llevando para dársela a dos fiscales catalanes. A ver si ha puesto a los lobos a guardar al rebaño.

Voy a terminar, estoy sin Internet y tengo que ver la forma de colgar esto, pero antes de irme, alegrarnos de que los responsables del desastre del Lunes Santo en Málaga, los hayan pillado y esperar que a estos, al menos, les cueste dinero la broma, porque eso es lo único que les va a doler, y la chorrada del día.

Viene del Madrid carmenero; “Piden cambiar la calle del General Yagüe de Madrid por Humor de Gila”. Fantástico. Conociendo el humor de Gila, estoy seguro que él se reiría mucho con esto. A ver cuando cambiamos la Barriada de Huelin, por Barriada del Mocito Feliz.

Hasta mañana.                       Pepeprado

Written by Pepeprado
De Málaga, España