Hoy un par de ellas. La primera es que el Maúro se ha ido a comer carne, pero no en su país, porque allí no queda, sino en Estambul. La otra es que por una vez, es España quien rechaza dar una extradición a Suiza, la del ex bancario del HSBC, señor Falciani. Es bueno esto de que las negativas se repartan.

Aquí, ayer el presunto escritor de tesis, señor Sánchez, para desviar la atención se sacó de la manga un anuncio espectacular; quitar los aforamientos (así, en abstracto). Con esto, ha conseguido que se hable menos “de lo suyo” y se siga sin hablar de la “licenciatura” de su mujer, que también es de cartón pue piedra. De lo del Jefe, por cierto, ya se sabe que el nº uno del PSOE en Santander, “enchufó” de profesores de un máster que él dirige, a casi todos los del tribunal de ese otro dichoso máster. Pero como casi todo lo que este hace, lo de los aforamientos, tiene truco, por cierto un truco muy burdo. A la pregunta de “quienes van a ser desaforados”, contestó que “eso ya se vería cuando se haya aceptado el cambio en la Constitución”. Con esto, y conociendo el paño, lo más seguro es que esta “sacada” del aforamiento sería muy selectiva, por ejemplo sólo para los aforados del PP y de C’s y a los encarcelados catalanes para que así los juzgue un primo. Seguro que por ahí andan los tiros.

Hoy los medios andan entretenidos con la comparecencia de Aznar, y ¡cómo no! con las patochadas del Rufián, Así se distraen y no hablan de que Cataluña quiere tener un AVE privado, o que en los libros catalanes, España sea la responsable de todos sus males en todos los tiempos cara a los niños, o… y esto tiene su intriga, que haya habido una cena de “afines” al sanchísmo y de rebote al PSOE, para ponerse de acuerdo en el reparto final de RTVE. Ahí han estado los de siempre, y se han llevado al señor Diego Carcedo, “Presidente del Comité de Expertos de RTVE”. Fue en un restaurante llamado Casa Manolo, que ya ha saltado a la fama, y también fueron… “los javís”.

Esto, me ha dejado pasmado, más cuando he visto a esos javis en una foto, en otra noticia, con la ministra de Educación, doña Isabel Celáa, en otro acto gubernamental. Yo, pobre de mí, no tenía ni idea de quienes eran estos tan importantes javis. Tras una  profunda investigación me he enterado que son dos mindundis, cuyo único mérito conocido es estar de jurados de OT o de algo así. ¡Cómo está el país, si esta gente es escuchada en las alturas del Gobierno!

De lo demás, y ya que los de C’s dicen van a seguir rompiendo con doña Susana en Andalucía, pase lo que pase con el show de los aforamientos, poco que hablar, si acaso, las que dan que hablar son las alcaldesas luxury.

Una. Doña Carmena, se ha caído en su casa, sin que nadie de la oposición haya tenido nada que ver. Ha pasado la noche en el hospital, y habrá aprovechado para recapacitar sobre sus últimos nombramientos, por ejemplo quitar de la subdirección del Planetario a alguien con 23 años de experiencia, para colocar a una de sus novatas. Son esas cosillas que a ella le gustan, tener contentos a sus fans, y conseguir que cobren cuanto más mejor.

La otra, doña Colau, anda por los USA dándose un garbeo. En Nueva York, y para dar pruebas de su talante espartano, su diferenciación con la casta, que decía su socio, se ha gastado “sólo” en desplazamientos por la ciudad, en dos días y medio, repito sólo, unos 1.168 euretes, esos que pagamos entre todos. Naturalmente, cuando lleguen las elecciones se volverá a poner la ropa anti-desahucios y empezará a graznar contra los ricos. Ante estas cosas, y vistos después los resultados electorales, mi personal opinión es que estas elecciones no son tan limpias como se presume, o que la gente es más tonta de lo que parece a simple vista.

En la Cortijá sigue el mutismo, no sea que llamen la atención y saquen cosas raras contra algunas y algunos de los que mandan, que no están los tiempos para flores.

En Málaga, enhorabuena a los beneficiados y al Ayuntamiento que los apoya; “El Soho consolida su perfil turístico con otro hotel y dos edificios de apartamentos”: Para esto no hay problemas, en cambio para abrir una tiendecita de pocos metros, en otro sitio, todo son problemas. Si estuviera en el Soho no habría ningún inconveniente.

Del atraco de ayer hay una pista; “La Policía busca a tres hombres con acento malagueño como autores del asalto a una sucursal en Marbella”. Esto significa que todos, mis conocidos y yo, somos sospechosos. Yo tengo pruebas y puedo justificar donde estaba ayer por la mañana, ¿y vosotros?

Hasta mañana.                    Pepeprado

Written by Pepeprado
De Málaga, España