Decimos que don Trump lo hace todo mal, y no es verdad. Desde luego, ahora que el Gordito se ha ido a reunirse con su colega del Sur de buenas maneras, usa el asesinato del hermano del dictador para imponerle sanciones, es decir hacerle la puñeta. A pesar de eso, sigo diciendo que algo hace bien; fomentar las dimisiones, cosa que en España nos vendría de lujo. Hoy le ha dimitido su máximo asesor económico. Me pregunto si estas cosas las lee, por ejemplo, el señor Arenas o el señor Sánchez, sólo por poner un par de ejemplos

En la Esquina Irredenta siguen saliendo noticias del amplio y esforzado trabajo que hicieron los Mozos de Cuadra el 1-O; “Los Mossos manipularon actas del 1-O para engañar a la Fiscalía”. Desde luego, se lo curraron, para eso les pagan más.

Por cierto, ayer el CCC (el Cabo Cuartel de Cataluña), se reunió con el Círculo de Empresarios de Habla alemana en Cataluña, y lo pusieron bonito. Le tiraron a la cara lo que piensan muchos empresarios españoles, pero que al estar chantajeados, no pueden decir. Por ejemplo, uno le espetó que él votaría para que “todos los jefes del Cabo y él mismo fueran a la cárcel” y le pidieron, “Hablen de presos pero también de trabajadores de las empresas que se van”. Al final, la guinda fue; “Si nos tocan las narices, nos iremos”. Resumiendo; ayer el presunto señor Torrent cantó bingo.

Mañana es la primera huelga de mujeres, para empezar ha servido para reafirmar que últimamente el señor Rajoy mete la pata más que habla (bueno, es que habla poco). Sus ministras, que hablan por él, demuestran su “tacto” y ayudan a que la gente se cabree más. Lo normal últimamente.,

Ahora lo de la crisis. Aunque tarde, parece que la crisis les ha llegado a sus Señorías (y Señoríos, pera ser ‘correctos’ políticamente) del Parlamento. Ayer leí una noticia estremecedora; ¡les han subido el precio de los cafés en la Cafetería del Parlamento! La subida ha sido menos generosa que la de las pensiones para la gente de a pie. Ha sido, enorme, de UN céntimo, con lo que ahora, les cuestan más o menos, 0,87 euros el café, una fortuna. Esto va a ser una manera de que los señores parlamentarios sufran en sus carnes lo doloroso de la crisis, como si ellos fueran pueblo llano. Los precios los tienen acogotados. Por ejemplo por media ración de ensaladilla rusa tienen que pagar, 1,94 euros, y por una empanada de bonito, nada menos que, ¡2,43! Pobre gente, hay que ver cómo se sacrifican por nosotros. Los pelotazos ya se les salen de presupuesto, 7,50, pero son siempre de primeras marcas, porque sus Señorías son de paladar delicado. No se sabe si esta pobre gente irá a la huelga, promoverá alguna manifestación para exigir recortes en esos precios, o… se subirá el sueldo otra vez, (¿quizás un 15%,?), para poder capear este temporal. Entiendo que para que el empresario que mantiene esa cafetería pueda ganar algo, seguro lo habrán eximido de impuestos y/o tendrá una generosa subvención con cargo a los presupuestos generales, esos que no salen… exactamente como todos los negocios de hostelería del país. ¿A que sí?

Dejando estas cosas, el niño de Níjar sigue sin aparecer. Lo que sí aparecen son detalles que hacen pensar que aquí hay algo que huele a pegado; una camisa que es, pero no corresponde con la que se dijo llevaba, y que es además impermeable a lluvias; un acosador que rompe su localizador precisamente en las horas críticas; el mismo que ahora dice que a esa hora estaba leyendo en su balcón “en voz alta”, es decir, para que le oyeran; que la encontradora de la camisa sea su nueva novia, es decir sea la persona con mejor vista de los más de 500 voluntarios, etc… algo raro hay aquí, aunque lo  único claro es que el niño sigue desaparecido y eso es lo importante. Que aparezca, lo demás ya lo mirará la Guarda Civil luego.

Aquí en Málaga han detenido a un hombre que conducía sin carnet llevando a cuatro menores, de los que ninguno llevaba puesto el cinturón. ¿En qué iba pensando este hombre? No me atrevo a juzgarlo, porque no sé las circunstancias, pero desde luego algo le falla en el coco a este ciudadano.

Antes de irme, una noticia oída y leída esta mañana; “El 36% de los hombres deja las tareas del hogar al vivir en pareja”. Seguro es verdad, somos unos cochinos. Pero no completa la noticia el porcentaje de otras cosas que deja el hombre cuando se arrejunta; salir con los amigos, tomar menos copas, abandonar otras compañías femeninas, etc… Saber esto, serviría para completar y compensar esta noticia sobre la maldad del hombre, bueno sólo del 36%, el otro 64% es más ¿correcto?

Hasta mañana           Pepeprado

Written by Pepeprado
De Málaga, España