Tal y como están las cosas, el panorama es un revoltijo de vaciedades y de incoherencias. Para empezar, me voy a una porque a mí me pasa lo mismo; “La familia del ‘niño pintor’ califica de «broma macabra» recibir propaganda electoral a nombre de David”. Lo ratifico, es casi imposible borrar a nadie del censo electoral. A mí me siguen llegando propaganda y notificaciones de una persona muerta hace años, y ya no pienso ir a ninguna oficina más a contar mi aburrimiento del tema.

También por ahí tienen sus rollos raros. Hay dos mujeres que están en el “candelabro”, que diría la famosilla. Una es la Recauchutada argentina que pasea sus operaciones por juzgados bonaerenses, entre gritos y cabreos. La otra es doña Theresita a la que el ‘The Times’ pronostica su declaración de renuncia para el viernes. En Yankilandia han vuelto a condenar a Pablo Ibar, esta vez a cadena perpetua. No sé, aquí nos reiteran que es totalmente inocente, pero creo que lleva ya varios juicios en los que sale perdiendo, no creo que haya nada especial contra él, así que me hace dudar.

Lo gordo de lo esperpéntico, lo tenemos aquí. Lo que circula por nuestros medios de comunicación es espectacular. Vamos a empezar.

Lo peor de lo peor, es enterarnos que mientras los políticos catalanes hunden a su pueblo, mientras despotrican contra el resto de España, el Gobierno, desde que empezó el Procés, es decir desde que empezaron a querer irse, les ha “inyectado 75.000 millones”. Con esto, durante este periodo, ha sido la comunidad más beneficiada por las ayudas de ese Estado al quiere liquidar. Se han llevado, ellos solos, el 30% de todos los fondos.

Los golpistas por su parte, “exigen” a su amiga la señora Batet, que tome medidas para que los de PP, C’s y Vox “les muestren respeto”. Por cierto, uno de los que defienden a muerte ese respeto parlamentario es… el presunto señor Rufián. Nada menos.

Algo tangencial, es que el señor Arriola, amante del tancredísmo rajoyniano, esposo de doña Sselia, y jubilado de oro, ha denunciado al señor Casado por impago. Pide unos 200.00 eurillos más de los que ya lleva cobrados.

De todas maneras, el asunto de las municipales que se acaban es una mina. A doña Carmena cuentan que en un debate madrileño, la dejaron a los pies de los caballos. Otro candidato, don Pepu, amplió sin licencia su casita de 501 m2, que está junto a la calle de Alcalá. El Ayuntamiento, todavía de doña Carmena confirma esto; “Pepu hizo sus obras sin licencia: «La pidió, no cumplía y no se la dimos».

Cerca, la candidata psoeísta a la Presidencia de La Rioja, Concha Andreu, dio muestras de finura intelectual, y altura de miras, al no querer firmar el nuevo Estatuto de Autonomía, en San Millán de la Cogolla. ¿Argumento?; “porque es un convento al fin y al cabo”.

Otro colega, el numero uno en Marbella, del mismo partido, le aflojó de las arcas públicas, esta vez, poco, sólo 21.000 € al familiar de un edil “para una app que nunca se hizo”. Por supuesto, los 21.000 euros nunca se devolvieron.

Del mismo partido, que parece querer estar en cabeza de estas cosas, el  Ayuntamiento socialista de Toledo le debe más de 30.000 euros, desde 2016, a un empresario. Razón, le firmaron un contrato para hacer una cuchipanda gastronómica con, entre otras cosas, un apartado de 12.000 euretes de nada, para vino y cerveza. Total nada.

Para no faltar a lista, también Podemos saca sus “cositas”. Su portavoz en Fuerteventura, corta por lo sano y pide; “poner dinamita en el Tribunal Supremo». De este no protesta nadie.

En Málaga, todo se reduce a prometer. Se promete arreglar, inaugurar, poner en valor, dedicar, etc.… se besan niños, y se echa toda la carne en el asador. Quizás sea por este desaforado trabajo de prometer tanto, que los deja exhaustos, y después cuando salen elegidos no tienen fuerzas para hacer nada de lo prometido. Bueno, pero a esos ya estamos acostumbrados, Cuando salen, no cumplen lo prometido, hacen lo que han ocultado.

Al menos, sí he encontrado una reflexión interesante. Viene de don  Heliodoro Carpintero, catedrático de Psicología, Doctor honoris causa por la UMA y… ahora jubilado. Es decir, ahora puede decir libremente lo que piensa; “La falta de disciplina en los colegios hace del acoso un problema estructural”. Al menos uno se ha dado cuenta.

Para despedirme os dejo otra profunda reflexión mediática que yo no he sido capaz de responder; “Trendy, classic, fashionista… Y tú ¿qué cliente eres?” (¡Dios!, ¿que será esto?)

Hasta mañana.                        Pepeprado

Written by Pepeprado
De Málaga, España