De siempre se ha considerado que el humor inglés es inteligente y atrevido. Lo ha vuelto a demostrar doña Theresa, qué, para tratar con el extranjero en general y con el extranjero europeo en particular, ha nombrado al más eurófobo de los ingleses, a don Boris. Empieza bien la nueva Jefa.

En cambio, el humor francés es poco comprendido por aquí, aunque ahora, como dicen los jovenes, don Hollande, “se ha marcado un puntazo”. Sus súbditos se han enterado que su peluquero, cuya única y exclusiva ocupación laboral es, cuidar de las escasas y descoloridas guedejas del amado líder, se embolsa por este denodado trabajo, “sólo”, unos  9.895 euros al mes. No está mal pagado el fígaro, lo único que espero es que mi peluquero y amigo, Paco, no lea la noticia y me haga reivindicaciones personales.

Hablando de sentidos del humor nacionales, hay que reconocer que el nuestro a veces es también sorprendente. Díganme si no, que hay que pensar de ese llamado “El cártel del AVE”, constituido por cuatro empresas que se jugaban los contratos defraudatorios… a los números de la Lotería. Es todo un hallazgo.

Para no faltar, en esto del humor, el andaluz, donde doña Susana, en justa emulación de doña Ssselia que inauguró medio túnel de la Alcazaba, ayer inauguró “lo que va a funcionar del CHARE”, que es poco. Cómo siempre, lo importante es la foto.

Por aquí, algo bueno hay. El TS admite que la mala leche y el odio, no están protegidos por eso que llaman «la libertad de expresión». Han tardado, mas nunca es tarde si la dicha es buena, y estas bestias que se enmascaran en las llamadas redes sociales empiezan a pagar algo. Para empezar, a uno ya le ha costado el contrato con Nestlé. Es bueno esto de que les toquen el bolsillo, que es donde más duele a todo el mundo.

También han castigado al ex­­–alcalde de Torroles, al que insultar a uno de sus concejales le va a 10.000 euretes. A ver si algunos se cortan un pelín en esto de insultar, que ya no sea gratuito. Aunque siempre me va a quedar la duda de, si el señor juez hubiera mantenido la sentencia, en caso de haberse invertido los términos de insultador e insultado.

De las presuntas conversaciones, que son en realidad diálogos de sordos, mejor no hablar. Decir que algo se está negociando cuando antes de entrar ya se han decidido las posiciones inamovibles, es cómo mínimo, una falta de respeto a la inteligencia del amado pueblo, al que no se le supone demasiada, pero que alguna sí que debe tener. Y al hablar del amado pueblo, ahí entro yo.

Tras ver las primeras elecciones; sus resultados; las segundas; sus resultados; todas las consecuencias de ambas y las previsibles terceras, solo hay una cosa que tengo claro; habría que echarlos a todos a patadas. Ninguno se merece el respeto de sus votantes.

En Málaga, ahora lo que está en primer plano es el presunto nuevo recorrido de la SS. Don De la Torre “apela al «sentido común» de los cofrades”. Lo lleva claro.

Una reflexión emotiva propia. Ayer el Málaga (el del fútbol) presentó “los nuevos colores para esta temporada”. Esto me entristece, porque antes, todos reconocíamos los colores de los equipos por sus atavíos. Ahora hay que sacar la revista de la moda. Todo sea por hacer pasta. Por eso, yo digo que a mí lo que me gustaba era el fútbol. No esto que “nos venden” ahora.

Para el final, como a veces me quejo de algunos titulares, cuando estos son acertados, también hay que reconocerlo. Esta es una de esas veces; “La ignorancia como estrategia para la defensa de Messi”. Aclara mucho eso de sacar a flote la ignorancia.

Hasta mañana.           Pepeprado

Written by Pepeprado
De Málaga, España