En Estambul han trincado al matarife de la biblioteca, cómo allí se las gastan duras, el tío ya ha confesado. Si fuera aquí, a esta hora le estaríamos gestionando una pensión.

Por estos lares, andamos de juicios varios. El tal Bárcenas dice que la pasta en Suiza era, “su fondo de pensiones”. Listo el tío. Y a los antes intocables de Novacaixa, por fin ha habido un juez que los ha mandado al talego. Ahora a ver si otro juez o algún gobierno, nacional, Autonómico o provincial no se inventa algo para ‘perdonarlos’. También han imputado a dos altos cargos de doña Susana por una de esas tramas mafiosas que son difíciles de retener en la memoria (¡hay tantas!). A estos, seguro no hay narices de entalegarlos, la Jefa está de moda y eso pesa mucho.

De asuntillos menores, los de Sortu, siempre muy atentos a la Justicia, ya han pedido que a la etarra madre del niño apuñalado la saquen de la cárcel. En Barcelona, una alemana (tenemos lo mejor de cada casa) ha sido detenida por dejar a su bebé en el coche mientras ella se iba a la discoteca.

Visto que ya me considero lo bastante curtido de malas noticias, me he castigado viendo algunos anuncios de la tele. Así me he entrado que ya no tenemos un simple tos, tenemos “tos productiva” qué, imagino será la que produce cabreo adjunto. Que van a poner un programa en una tele que se llama, “Tú sí que sí”, nombre que es todo un alarde de creatividad, y lo que es aún más gordo, que una gran cadena comercial está intentando equiparar a la gente de a pie con los chorizos institucionales. Así, ofrece a sus clientes “tarjetas Black”, y las ofrece cómo “símbolo inequívoco del poder y el estatus”. Por lo visto, ser un chorizo es ser algo a imitar, y para que no queden dudas, termina su anuncio con este sugestivo lema publicitario; “¿Quién no ha soñado con sentirse como un pez gordo?”. Ya sabéis, si no nos conformamos con ser simplemente gordos, y queremos ser ‘peces gordos’, mientras compramos la fregona y el equipo informático actualizado, hay que imitar a los que esquilman bancos y cajas de ahorro.

Ante este panorama, dejé de ver anuncios porque me equivocaba, aún no tengo el cerebro preparado para ver que se glorifica a los defraudadores. Seguramente estoy viejo para olvidar mis ‘aburridos’ principios.

Volviendo a Málaga, veo que también estamos en esto a la moda. Hubo una persecución en plan televisivo con coches Z e incluso un helicóptero de la policía para detener a un Audi 4 (a los choripepes les gustan los mismos coches que les regalan a los ídolos futboleros). Cuando tras jugarse la vida los policías y todos los que circulaban por las cercanía en ese momento, consiguieron detenerlos, resulto qué; no tenía la ITV, ni seguro, el conductor no tenía carnet de conducir, iban en total ocho bordo, incluidos tres niños, uno de ellos de pocos meses, y dos de ellos estaban en busca y captura. Ahora la pregunta es; ¿qué van a hacer con ellos? Si a un  conductor normal lo pillan, simplemente llevando a su niño con una sillita no homologada, lo fríen, pero a esa gente… no sé, no sé.

En fin, aparte de esto, la sorprendente noticia con que nos obsequia Aemet, que; “prevé nevadas cerca de la costa en Málaga por la ola de frío”. Espero sea verdad, ayude a llenar pantanos y mantenga mi fe en AEMET que es de las pocas entidades en las que aun confío.

Hasta mañana.      Pepeprado

Written by Pepeprado
De Málaga, España