En Yanquilandia han suspendido las ejecuciones de ocho condenados en Arkansas… porque se les ha estropeado el chute para ponerlos turulatos. Menos mal, que al menos, los condenados eran cuatro blancos y cuatro negros, así no se pueden sacar otras conclusiones raras.

Pero de lo que se habla aquí, es del entrullado del ex presidente de la CA de Madrid. Aprovechando este barullo, también han metido a declarar al incombustible señor Marhuenda, ese que debe vivir en las televisiones, porque a cualquier hora y en cualquier cadena (menos en la 4 y la Sexta) que pongas, está él despotricando. Es normal, ya que es la bestia negra der PSOE y Podemos, y estaban esperando algún clavo al que agarrarse para meterlo en líos. Veremos qué pasa con él, aunque a los que hacen lo mismo contra Rajoy tampoco los meten en líos judiciales.

Del principal, o los principales encausados, nada que decir, si han metido la mano, y parece estar claro que la han metido, a la cárcel con ellos y con todos/as los que les hayan consentido sus desmanes, pero…

¿Qué pasa con los demás? Hoy mismo, la UDEF ha elevado a 30 millones lo evadido por “el” Yordi Yúnior, y también se habla del Director General y su chófer, los de la coca… y en esto no pasa nada de nada. Incluso hoy, el Tribunal de Cuentas se atreve a decir que “detecta pérdidas de 7.836 millones en el Plan E”, aquel invento de don ZP que servía para pagar por abrir zanjas y después cerrarlas. Por supuesto, a esto no se le va a hacer ningún caso.

¿Por qué la Justicia es tan resolutiva en algunas cosas y en cambio para otras es tan lenta y comprensiva? Este tipo de diferencias son las que hacen que los españoles cada vez tengamos peor concepto de esa justicia. Da la impresión que si te afilias a determinados partidos, todo lo que hagas te será perdonado, mientras que si lo haces a otro, lo que hagas te lo van a demandar y  castigar. Y, que quede claro que los que hayan hecho algo lo tienen que pagar, que esto no es una defensa de los hoy encausados, es el deseo de que la justicia sea igual para todos.

Otras cosas, chorradas. En el desiderátum de la adoración a la cocina actual, ya nos avisan, o mejor nos amenazan con que “Nuestro próximo cocinero será una impresora en 3D”. Ya las están probando en cocinas profesionales. Susto me da….

Y del resto de los asuntos políticos, resulta que para ser el mandamás de los socialistas, hay, no cuatro, sino ¡siete! candidatos. Mientras, IU y su iluminado ¿líder? señor Garzón, sigue aplicándose en su papel de tontos útiles de don Pablo, y en Málaga “IU exige que no se realicen actos sobre la Semana Santa en los hospitales”. Imagino que al decir actos, no se referirán también a operaciones y medicaciones… aunque a estos se les puede ocurrir cualquier cosa y pensar que quitarle el apéndice a un niño es un acto cristiano (y no Ronaldo) y está mal.

También, desgraciadamente, en Málaga, otro lio. El del entrenador de fútbol base que se pasó tres pueblos. A este, también que lo empapelen.

Finalmente, la foto sorprendente, la de mi plaza… ¡totalmente libre! A ver cuánto dura.

Hasta mañana.      Pepeprado

Written by Pepeprado
De Málaga, España