Nochebuena Ómicron

Andamos a veces algo cariacontecidos especialmente las familias que no se puedan reunir en su totalidad, pero, debemos ser año más, cristianos y pensar que otros, por ejemplo, los habitantes de La Palma, están aun peor.

Hay gente a la que estos días se les pueden llenar los ojos de lágrimas, pensando en lo que ya no tienen, a los que nada les queda. Pensamos siempre en el dinero que ‘nos hace falta’, pero en realidad es dinero que nos viene bien ‘para caprichos’, es a estos a los que de verdad les hará falta, simplemente para recomponer su vida, y, nada menos, qué, para poder seguir trabajando. Así, que deseémonos todos una Feliz Navidad y pensemos en ellos, aunque sea un momento. Yo, que soy afortunado, con una familia estupenda y sin agobios, por mi parte, os deseo y les deseo, lo mejor para estos días y para el futuro.

Del repaso mínimo a la actualidad, el Sanchez se ha ido “a descansar” de vacaciones; doña Yoli se ha tragado parte de su orgullo y ha “actualizado” el  Estatuto de los Trabajadores, cargándose de camino otra de las promesas de su(s) partidos en el poder. Por su parte, las Taifas aprovechan esto para hacer de sus capas sayos a medida. Don Pere extorsiona a Sánchez hasta lo increíble, haciendo otro alarde de socialismo de nueva generación, socialismo pata negra. Quiere prohibir ¡bajar impuestos!; “Aragonés y Sánchez negocian una financiación autonómica que permita multar a quienes bajen impuestos”. Socialismo en estado puro. Se la tienen jurada a los que quitan Patrimonio y bajan Ibis y demás. Eso sí, ellos; “disparan el gasto para imponer el uso del catalán”. Sus adláteres en su misma línea; “Compromís y Podemos imponen a Ximo Puig la tasa turística y ponen en armas a los hoteleros valencianos”. En sus “compromisos personales”, don Súper Ego, no escatima, sigue financiando a los amiguetes; “Sánchez gasta 256.000 euros en la oficina de promoción para el amigo íntimo que enchufó como alto cargo”. Este es un colega que “también” plagió su propia tesis doctoral. Dios los cría, y ellos se juntan…

Es día de paz, no merece la pena seguir con estas cosas.

Hasta por lo menos, el lunes,o al menos, eso espero,  Pepeprado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *