Cosas de verano

El verano sigue casi con las mismas cosas. La guerra chino-trump anda a lo suyo, han devaluado el yuan pero los chinos contraatacan dejando de comprar productos agrícolas. Don Trump, para distraer al personal, tira de su reserva de agravios y bloquea las propiedades del gobierno del Maúro en EEUU. Ellos a lo suyo.

Removiendo mis recuerdos, ayer un avión de British entró en Valencia en emergencia. Afortunadamente sin heridos graves, de lo que me alegro, porque, aparte de la preocupación por las personas, sigo sintiendo afecto por la compañía.

Y antes de entrar al Lavadero Nacional, una noticia que demuestra lo nocivo de ese castigo a una persona que ayudó a otra en apuros. Ayer, en Hospitalet de Llobregat, dos salvajes apalearon, golpearon en la cabeza e incluso se la machacaron con un patinete, a otro, solo por robarle el móvil. Lo malo es que en la filmación del hecho, se ve a otras personas que “pasan olímpicamente” del asunto. Quizás pensando que si intervienen, a ellos los pueden meter en la cárcel.

Dejemos esto, a ver si las leyes recapacitan. Nos dicen que el empleo turístico ha subido un 1,5% en el segundo trimestre. ¿Y qué?, es lo normal, a cambio estamos invadidos.

Los próceres del país siguen a los suyo. El aTORRAnte pide más pasta, 6.534 millones más en 2019, porque tiene que pagar las embajadas y pasarle pasta al Puchmamón, que su exilio cuesta una pastizara. En Navarra, el nuevo consejero ¡de Justicia!, qué, naturalmente, es de Podemos, dice que quiere, “El fin de las cárceles”, y que no sea delito el enaltecimiento del terrorismo.

Hay una extraña alianza entre golpistas y etarras, es decir entre Cuixart y Otegi que también “exigen”, (es el verbo de moda), entrar en la ronda de contactos, para ver lo que sacan.

Y en Bilbao, hay cabreo generalizado porque los erchaínas que detuvieron a la manada local, a varios de los cuales ya han dejado en la calle, prácticamente le echaron la culpa de su violación a la víctima.

Todo muy normal, tanto, qué ¿Qué va a hacer el Líder Carismático?. Pues nada, irse de vacaciones, a las Marismillas y a Toledo, como está mandado. A ver que dicen ahora los que ayer se escandalizaban de que el Rey, al que no dejan hacer nada, se fuera a Mallorca. Porque para eso habría que aplicar la misma indignación, ¿no?

Aquí, en esta bendita tierra, don Fernando Francés, ha dimitido como “secretario general de Innovación Cultural”. Pregunto; al irse, ¿nos va a dejar los muñequitos de su protegido en las paredes del Centro?

Otro aspirante al título de Lumbreras del Año; “Detenido un conductor de VTC por fingir un secuestro para ocultar que se gastó la recaudación en una orgía en un club en Fuengirola”. Los hay que no sirven ni para irse de juerga.

Lo preocupante, aunque debería ser una buena noticia; “El Ayuntamiento de Málaga pone en marcha un plan de asfaltado para 90 calles”. A mí me suena a 90 calles más a peatonalizar, y a dejar sitio para los patinetes y las bicicletas. Además, ¿alguien va a controlar la calidad?

Y lo dejo, porque yo como Sánchez también quiero estar de vacaciones.

Hasta mañana         Pepeprado

Pepeprado
Written by Pepeprado
De Málaga, España