Dos líderes mundiales

Lamento seguir sin Internet, lo que se traduce en seguir siendo un paria informático. Esto lo escribo y después intentaré buscar algún alojamiento amigo para colgarlo, pero es que no puedo resistirme a contar la emoción que me ha producido saber que el señor Puigdemont ha llamado, de igual a igual, a don Donald para ver que pueden hacer juntas sus respectivas dos naciones. Imagino que, aparte hablar de las bondades de sus respectivos peluqueros, solucionaran la crisis mundial entre los dos. Así que tranquilos, todo, el cambio climático, la crisis energética, las amenazas yihadistas, etc., están controlados. Cuando estos dos líderes mundiales aúnen sus esfuerzos, el devenir del mundo irá hacia un futuro esplendoroso. De hecho, para general sorpresa de los entendidos, la Bolsa americana y europea ha subido ya.

Llama la atención que, por primera vez, que yo recuerde, la elección de un jefe supremo en los USA, haya sido contestada en las calles, donde hay lugares en las que las manifas han salido a protestar (no, que se sepa don Pablo no ha ido a ‘informar’ a los manifestantes, todavía no) e incluso se ha producido algo tremendo, lo que ya llaman el Caliexit, la petición de muchos californianos de escindirse del resto de los estados, sólo por no tener a don Tromp al mando. Ya se veía venir que lo del Brexit, iba a cuajar entre los borregos, pero que esto llegara hasta el centro del Imperio, era demasiado imaginar, aunque ha pasado.

Lo que sí ha sido un verdadero ejemplo, del que deben tomar nota algunos, ha sido la forma de doña Jílary y de don Barack, de encajar la derrota, así que como es emocionante que entre los ganadores, los gritos fueran ¡U S A!. ¿Imagina alguien aquí que tras unas elecciones los ganadores gritaran a coro, España, España? Inimaginable.

Hablando de aquí, don Felipe VI, se ha ído a Arabia Saudí. Se va a traer contratos para empresas españolas, naturalmente con la reprobación de los exquisitos de Podemos, IU y demás parafernalia neo progre. Según ellos, se puede negociar con Irán, Venezuela y otros, pero no con los de los billetes. Al menos, hasta que ellos cobren algo de comisión.

Lo que sí entra de lleno en lo tremendo, y aquí dejo fuera todo tipo de sarcasmo o  alegría estilista, ha sido la entrada en un hospital de Málaga de un bebé de tres meses, muerto y con evidencias de malos tratos. Sus padres, dos jóvenes del Puerto de la Tire están bajo arresto, y parece que eso de la presunción de inocencia no vale demasiado, porque tres meses de descuido, son muchos meses. Si se consigue demostrar que estos ¿padres? son los responsables, me parece que el Código Penal se vuelve a quedar corto. No sé dónde estarán ahora todos esos y todas esas activistas, que salen a protestar por tonterías, que luego consienten programas donde se humilla moralmente a mujeres, pero que gritan cuando se va presentar una corrida de toros. Este tipo de cosas, estos asesinatos, pues un bebe de tres meses es una víctima sin posibilidad de defenderse, es por tanto un asesinato con todas sus consecuencias y deben ser reprobados con dureza. Veremos que justicia se aplica ahora, o bien, si en vez de justicia, simplemente se estirará el Código para que estos estén en la calle en unos meses.

Hasta mañana que aunque sea sábado, intentaré recuperar mi red y escribir.

                                 Pepeprado

Pepeprado
Escrito por Pepeprado
De Málaga, España