El montorazo

Loco, me vais a volver loco. Me dirijo a los que dicen que nos gobiernan y a los que juran que nos informan verazmente.

Por un lado todos los medios y los estamentos oficiales nos hablan de la fragilidad de las conexiones y de lo expuesto que estamos a todos los ataques. Incluyendo los que sacan nuestros menguados dineros de los bancos, bien en comisiones o bien  a base de hackers de cualquier país, pero por otro, viene don Montoro, al que no se le puede dejar solo ni un minuto, y con las medidas que toma, deja sin utilidad eso que llaman el dinero. Con lo celebrado que fue el invento de los fenicios, parece que al único al que no convencieron fue a este ministro de las narices.

Es curioso esto de que para ‘evitar’ que los muy ricos, incluidos los gurtelianos y los barcenitas de moda, se lleven la pasta a espuertas, lo que hace es complicarnos la vida a los ciudadanos de a pie. Primero acoxonó al personal con lo de los billetes de 500 euros, como si los pedestres los usáramos en plan calderilla, ahora lo redondea amenazando al que pague el frigorífico o la tele nueva con más de 1000 euros de vellón en efectivo. A las empresas, para fomentar el gremio de asesores fiscales, las obliga a presentar el IVA cada cuarto de hora. ¿Qué será lo próximo? ¿Multar al que lleve cuarenta euros en la cartera?

Para explicar esto, dicen que hay que hacer transacciones bancarias, usar dinero virtual y evitar el horroroso contacto con eso que llaman billetes. Así, los bancos ganarán más y los hackers tendrán más campo a su disposición. Esta vez se le ve el plumero demasiado, señor ministro. Por si acaso, empecemos a guardar espejitos y cuentas de colores para hacer las compras.

Por lo demás, hoy brilla con intensidad, gracias a su ausencia, don Pedro NoNo. Desde que él se ha ido de campo, a hacer bolos por los pueblos, la oposición y el gobierno, se hablan, y hasta llegan a acuerdos, Podemos no, naturalmente, ellos a lo suyo. Que cosas hay que ver. Con esto, imaginemos que si esta criatura se hubiera ido unos meses antes, hasta podríamos estar más tranquilos.

Debería reflexionar, al menos lo mismo que debe estar haciendo el presunto señor Trueba, (o debería llamarlo, Monsieur, Míster o Herr Trueba, porque aún no ha dicho a qué nacionalidad se siente él afecto) al ver que eso de ponerse chulito, después generalmente se paga, y que para ver su peli van solo sus incondicionales, y por lo que se ve no tiene demasiados.

Poco más, sólo, quizás, pensar en que el tal Bárcenas, intentó liar a don Arenas, sin caer en la cuenta que este es más taimado que él, y que no deja huellas de nada, así se mantiene siempre. O que siguen saliendo las muestras de los despilfarros, por ejemplo, el Conservatorio de Valencia, que salió “sólo” por 13,6 milloncejos, se inauguró hace seis añitos y se inunda cada vez que llueve. Sirve para estudiar música y técnicas de buceo. Hay que ver como se han gastado los dineros estos linces de la política. Aunque sería bueno saber de esos 13,6 millones… cuantos se “perdieron” en el camino, quizás ahí están los impermeabilizantes que faltan.

Me voy, es primer viernes y tengo Foro, que va a ser el de Navidad con la tontéz del Amigo Invisible y todo. ¡Hay que ver como cuajan estas chorradas!

Hasta mañana.           Pepeprado    

Pepeprado
Written by Pepeprado
De Málaga, España