Estamos salvados

Olvidad las vacunas, las mascarillas supercaras (es curioso, siempre recomiendan lo más costoso y con el IVA más elevado), los esprays, y los internamientos, todo, olvidadlo todo. San Nicolás Maduro, ya hace milagros; “presenta Carvativir, unas gotas “milagrosas” que “neutralizan” el Covid-19”. Unas gotitas de don Maúro y el Bishito sale echando leches. Ha cogido el testigo de la solución del Rubio con la lejía. Que se tranquilicen por ejemplo en los Países Bajos, donde andan a hostias por las calles; “secuestrado el país a por jóvenes encapuchados amotinados contra el toque de queda”. ¿No decían que el cannabis calmaba los nervios? Ayer oí en la tele sobre esto, una noticia que me llamó la atención. Hablaba qué, tras una de esas manifestaciones, había… 200 detenidos. Aquí pase lo que pase, y quemen lo que quemen, no detienen a más de uno o dos. Don Boris va a mandar a los turistas a hoteles a confinarlos… pero pagando el turista (1.200€). Va a hacer negocio.

Aquí, el Tal, solitario y horrorizado; “Iván Redondo, da positivo en Covid-19 y permanecerá aislado”. Para cubrir su ausencia, se usa al Ejército. Se desvía la atención de alcaldes y afines que se han vacunado de extranjis, focalizando el problema en el General del Jemad. Pero, ¡ay! se les ve el plumero, porque el Gral. Villarroya lo hizo según instrucciones emanadas de… ¡el Mº de Defensa de doña Margarita! Su dimisión no sido por admitir una falta, sino por considerar que esta lo ha engañado y ninguneado en vez de dar explicaciones y decir la verdad respetando las normas y apoyándolo. Pero el Presidente está a lo importante; “Sánchez impulsa el traspaso “urgente” de las prisiones y acepta negociar con Urkullu la selección vasca de fútbol”.  Esto es lo ultra necesario, como se dice ahora.

Por fin dimitió el inefable señor Illa. Intentan sea la imagen del éxito, de la eficiencia, pero; “El sector sanitario derriba la imagen de gestor de Salvador Illa y le recuerda todos los errores cometidos”. Se va dejando tras de sí, cual émulo de Atila, tierra quemada y un paraíso de desorganización y desmadre. Esto es un resumen, mínimo, de su gestión; “Illa deja Sanidad con casi 100.000 muertos cuando España no iba a tener «más allá de algún caso»”. Para sucederle, como aquí para ministro de Sanidad vale cualquiera, van a poner a la señora Darías, que es la que cuidaba del botiquín en su casa y lo hacía muy bien. Para pagarle el favor de apartarse, colocarán al Saltarín catalán como ministro; “Miquel Iceta ministro de Política Territorial”. Dicen que el consejo de ministros considera esto… “sensato”. Es lo ahora habitual, colocar y recolocar a los mismos para que todo siga igual y todos sigan cobrando.

Para tapar la inactividad del otro gobernante, su PP (partido personal) se multiplica en dar la lata; “Podemos lanza la ‘operación Irene Montero’ frente al PSOE para blindar su trabajo en Igualdad”. Les da susto que alguien pregunte de qué va la señora Marquesa exactamente. También plantan cara a otros ministros; “Podemos reta a José Luis Escrivá con otra reforma de pensiones que sube cotizaciones a sueldos desde 49.000 euros”. Que todo el mundo pague… menos los políticos. También atacan a la educación concertada: “Es clasista, racista, machista… y de derechas”. Por eso la usaron sin rechistar en su momento, 13 de los 22 ministros. El Macho Alfa hace bien en estar callado, porque cada vez más, le sacan los colores (y las vergüenzas si las tuviera); “Pablo Iglesias miente: el Parlamento Europeo no ha pedido medidas para controlar los alquileres”. Está loco por hacerse el amo de las inmobiliarias, piensa que ahí está la pasta gansa. Los que están metiendo la pata son sus futuros votantes; “Varios ‘menas’ son grabados mientras roban un local junto al hotel donde viven en Canarias”. Los empresarios hosteleros del municipio Gran Canario de Mogán, están hasta el moño. No solo están estos, alojados en sus hoteles a cargo del contribuyente, sino que tienen robos casi cada día.

Andalucía. Nos advierten; “que vienen 15 días «muy preocupantes» por el ritmo de la tercera ola”. Podría ser peor, podrían mandarnos a Simón en el PRAFF, el Plan de Recolocación de Amigos, Fieles y Familiares. Ahora el problema lo tienen en recolocar a doña Susana (y su corte) y que esta se quede callada, lo que va a ser difícil. Lo mismo se va con doña Tere y se hacen un partido a medida, una cosa familiar, vaya. Cosas más raras se han visto… y se ven cada día.

Málaga rondando el desastre; “al límite de superar la tasa fijada por la Junta para cerrar toda actividad no esencial”. No nos quejemos, no sea que nos coloquen a doña Susana de algo.

Hasta mañana,o al menos, eso espero.                       Pepeprado

Pepeprado
Escrito por Pepeprado
De Málaga, España