Sospecha negra

Mas tiroteos, esta vez en el Parlamento iraní y en el mausoleo de Jomeini. En Paris, otro ataque, esta vez con un arma muy de andar por casa; un martillo. Esto, tal y como están las cosas, hará que ir a la ferretería te convierta en sospechoso.

En fin, primero las noticias llamémoslas normales. Entre ellas, una sospecha que ya comparto con muchos españoles. Hasta ayer, creía que la policía inglesa no daba noticias del español perdido por alguna razón aceptable. Hoy, cuando esa policía ha pedido 24 o 48 horas más, es decir, esperar a que pasen las elecciones, me hace sospechar algo indigno, e incluso dar como posibilidad cierta, que haya sido la propia policía la que se haya cargado al español. Mal está las cosas, lo más lamentable es el martirio para su familia. Ya veremos que explicación dan.

Aquí, las noticias que hablan de la pasta priman. Por un lado, nos sorprende enterarnos que por un euro se puede comprar un banco como el Popular. Por otro, te quedas planchado cuando ciertas “Asociaciones para la Defensa de la Sanidad…” piden “que no se acepten los 320 millones que don Amancio Ortega quiere donar para comprar material sanitario”… sin pedir ninguna contraprestación ni ningún puesto en el Gobierno. Estos “demócratas de boquilla” qué, seguro pondrían el grito en el cielo si don Amancio diera esos millones a la Sanidad de otro país, dicen que “no es necesario recurrir, aceptar, ni agradecer la generosidad, altruismo o caridad de ninguna persona o entidad”. A ver, señores imbéciles, el patrocinio, la donación y otros medios de ayudar, no son caridad, cosa que además no es reprobable, ser caritativo es algo grande. Por el contrario su actitud sí lo es, ya que va en contra del interés de los enfermos. Dejen de preocuparse por los demás y vayanse a hacer puñetas con sus discursos populistas y sus miserias mentales y dejen que los que quieren ayudar lo puedan hacer libremente.

Al menos, veo una noticia consecuente; el Gobierno ha destituido de todos sus deberes y derechos militares al General (ya ex-General) Rodríguez, ese que fue capricho de don ZP y que después se pasó a Podemos para pedir la ruptura de la unidad nacional. De esto se puede hablar mucho, pero lo más acertado es la conclusión de mi mujer de esta mañana que lo ha equiparado; no se puede ser del Barcelona y querer una subvención del Real Madrid, o en un sitio o en otro.

Del despiporre nacional, un par de cosas. Se ha descubierto (tampoco es que estuviera muy oculto), que en Baleares esconden los exámenes de Selectividad en castellano a los alumnos, y que estos, no se atreven a pedirlos porque después les bajan la nota.

Pero lo más espectacular es que don Puigdemont en otro de sus rimbombantes y grandilocuentes Actos de Interrelación con Grandes Líderes Mundiales, ha recibido a… el adalid de la petición de “una Andalucía Independiente y Republicana”. No he conseguido ni enterarme quien es este personaje, aunque aún estoy anonadado al saber que esto pasa aquí; “¡que queremos ser independientes!” Y yo sin enterarme. Está claro, tengo que salir más. Esperemos que este berenjena no se venga arriba y nos meta en líos.

Antes de despedirme, hoy en el periódico confirman que lo que pasó ayer por mi plaza era un tropel de gente educada y respetuosa con maestros educados y respetuosos; “Más de un millar de niños salen a la calle para celebrar el bicentenario de los Maristas.” Enhorabuena, os la da un antiguo estudiante de los agustinos.

Hasta mañana.      Pepeprado

Pepeprado
Escrito por Pepeprado
De Málaga, España